Facebook Twitter Google +1     Admin

Explicar lo inexplicable

¿Cómo explicar con palabras lo que no tiene explicación? Las palabras son un mecanismo racional de comunicación que utilizamos para plasmar nuestra interpretación vital y poder compartirla con el resto del mundo. Pero cuando algo es un sentimiento y alguién te pregunta por él las palabras sobran, como todo lo demás. Lo intentas, puedes hacer gala de multitud de comparaciones, utilizar adjetivos sublimes, metáforas formidables y, al final, eres incapaz. ¿Cómo describir lo más intríseco de tu esencia con la limitación del lenguaje verbal? ¿Cómo describir lo divino que hay en ti con fundamentos materiales, con estructuras mentales exclavizadas por las tres dimensiones en las que nos movemos normalmente? No puedes. Por eso cuando una persona te pregunta que sientes al conectar contigo, al vislumbrar algún atisbo de consciencia, te quedas sin palabras. Sólo si tú interlocutor ha podido pasar por una experiencia similar podrá entenderte, sin que le hables. Los corazones hablaran en silencio mientras las bocas permaneceran calladas. ¿Por qué? Es el sentimiento el que se manifiesta y no hay nada en si mismo comparable a sentir de verdad. Sentir tú. Amar tú, contigo. En ti están todos los mimbres para construir el palacio de amor infinito que sin saber deseas desde que vienes al mundo. Tú eres el creador de tu vida. El arquitecto, el albañil, el carpintero, el pintor, el escritor... lo que quieras ser, de tu obra. No te metas en la de los demás en la tuya tienes trabajo de sobra. Limitate a permanecer alerta, atento, despierto, consciente, y así la obra maestra de tu vida crecera y crecerá hasta el infinito, y más alla.
25/01/2008 17:38. juanluna #. Espiritualidad

Comentarios > Ir a formulario



No hay comentarios

Añadir un comentario



No será mostrado.





Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris